Clásicos mitos sobre sexo

Muchos son los mitos sobre sexo que a fuerza de ser repetidos una y otra vez se han convertido en verdad irrefutable para l@s más inocentes. A continuación comentamos algunos de ellos.

  • La ausencia de himen demuestra que una mujer no es virgen, y su presencia significa que sí lo es. FALSO en ambos casos. Un himen se puede romper por accidente en la zona púbica o por cualquier experimento sexual al introducirse algún objeto en la vagina. Por otra parte, a veces un himen es tan resistente que se puede realizar el coito repetidamente sin que se rompa.
  • Durante la menstruación no hay riesgo de embarazo. FALSO. No es frecuente, pero puede pasar. Por un lado, el momento preciso de la ovulación puede variar bastante y puede verse alterado por situaciones como el estrés, los cambios de altitud o las emociones fuertes. Además puede suceder que durante los últimos días de la regla los espermatozoides sobrevivan hasta una semana en el cuello de la matriz, donde podrían coincidir con un óvulo y fecundarlo.
  • La esterilización reduce el impulso sexual tanto del hombre como de la mujer. FALSO. Todo lo contrario. El hombre y la mujer que han acudido de forma voluntaria a esterilizarse disfrutan más del sexo, puesto que abandonan los temores de un embarazo no deseado y pueden centrarse plenamente en el placer.
  • El alcohol es un estimulante sexual. FALSO. Es cierto que en cantidades moderadas el alcohol es un componente desinhibidor que hace que nos sintamos más atractivos, pero también nos hace perder sensibilidad. Además, en los hombres puede producir impotencia y falta de orgasmo.
  • Es difícil que una mujer se quede embarazada la primera vez que tiene relaciones sexuales. FALSO. De hecho, es algo que ocurre con mucha frecuencia. Biológicamente no existe ninguna traba para ello, es más, la mujer por los nervios de la primera, vez puede adelantar la ovulación y facilitar así la concepción.
  • Los hombres empiezan a masturbarse antes que las mujeres. FALSO. De hecho, el 38% de las mujeres empiezan a a masturbarse antes de los 10 años frente al 8% de los niños. A las mujeres se les despierta el interés por los hombres antes que a ellos por las mujeres, interés que les lleva a querer descubrir su anatomía acariciándose voluntariamente y provocándose así los primeros orgasmos.

Más adelante seguiremos comentando otros mitos. Hasta el momento, ya lo sabes, no te creas todo lo que escuches...

Uso de cookies de www.melopasogoma.com

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y la experiencia de uso de este sitio web. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

ACEPTAR