Trampling: el placer de la dominación

El trampling es uno de los juegos sexuales de dominación preferido por los fetichistas. Consiste en caminar o pisar el cuerpo de la persona sometida, ya sea con zapatos de tacón o simplemente descalz@.

En esta variedad del BDSM la persona que se somete (sumiso) adopta un rol de alfombra, alcanzando una gran dosis placer y excitación cuando la persona dominante camina sobre su cuerpo, sintiéndose de esta forma a su entera disposición para complacerl@.

Generalmente las mujeres suelen ser las dominantes (amas) para humillar a sus sumisos (normalmente hombres), ya que este reparto da más juego y es físicamente menos peligroso para el sumiso.

Para tod@s aquell@s no iniciados en esta práctica, lo mejor es empezar a realizarla sin zapatos, pues conviene ir con mucho cuidado para no causar dolor al sumiso. Sin embargo a muchos hombres les gusta un trampling un poco más duro, y sólo alcanzan un nivel óptimo de excitación cuando sus amas clavan sobre ellos unos zapatos de tacón. Todo es cuestión de gustos.

En éstos casos las amas deben tener cuidado con la zona donde pisan, así como en no profundizar con todo el peso del cuerpo sobre zonas especialmente sensibles como hígado, bazos, genitales, etc. Conviene asentar cuidadosamente la planta de los pies para luego apoyar con suavidad el tacón y así evitar lesiones que pueden llegar a dañar considerablemente al sumiso.

Al igual que en cualquier variedad de BDSM, el trampling debe hacerse con sentido común y unas mínimas medidas de seguridad, además de evitar practicarlo tras el consumo de alcohol o cualquier tipo de droga. Siguiendo estas pautas la experiencia puede llegar a ser altamente gratificante. De hecho, fuera del terreno sexual, el trampling es empleado en otros campos para el relajamiento muscular, así como para fines terapéuticos, antidepresivos, desestresantes y psicológicos.

En nuestra tienda erótica dispones de diversos artículos que te pueden servir de mucha ayuda a la hora de practicar una buena sesión de trampling. Tenemos por ejemplo el Kit Bedroom Bondage, con el que podrás explorar junto a tu pareja tu lado más atrevido, ya sea como dominante o sumiso. Este completo kit incluye esposas para manos y pies, tiras extensibles para atar a la cama, látigo y una sugerente máscara de satén.

También te invitamos a probar nuestro kit Prisionero, un fantástico conjunto de correas, collar y látigo para tus juegos más eróticos y emocionantes.

¿Te atreves con el trampling? ¿Prefieres dominar o ser sometid@?

Uso de cookies de www.melopasogoma.com

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y la experiencia de uso de este sitio web. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

ACEPTAR